17.9.07

18 DE SEPTIEMBRE. EL PROVOCADOR


Convento de Regina Angelorum. Misa dominical. Frailes dominicos y pueblo seguían los latines de la liturgia. Se esperaban las palabras del provocador desde el púlpito. Subió lentamente. De forma pausada. Casulla bordada en las alturas. Y en medio de la tierra de María Santísima largó su teoría: “María fue concebida como vos y como yo y como Martín Lutero...”. El fraile Molina acababa de abrir la polémica sobre la Inmaculada Concepción de la Virgen...
Sevilla, septiembre de 1613. Las palabras de un dominico habían “puesto horror en la orejas cristianas”. Había dudado de la Concepción Inmaculada de la Virgen... No se podía tolerar. El pueblo actuaría. No en el momento: Molina pudo salir con vida de la iglesia aunque días más tarde denunciaba que le habían colocado una bomba en su dormitorio...
Para bomba la que estalló por Sevilla. Había que acabar con aquellos perros dominicos. Se celebraron reuniones de hermandades y la primera en actuar, para algo se las daba de primitiva, fue la hermandad del Silencio. Convocó para el 18 de septiembre una salida extraordinaria de desagravio. Cuentan las crónicas que fue una procesión digna de ver. A la caída de la tarde, miles de personas se congregaban en los alrededores de la calle de las Armas, junto a la iglesia de San Antón. Los hermanos de la hermandad de Jesús Nazareno salieron a la calle portando cirios, con banderas celestes y blancas. Entre el pueblo se oyeron cánticos y alabanzas a la Virgen. Varios hermanos portaban al final del cortejo una imagen de la Virgen que despertó la piedad de todoS los asistentes. Entre el público, un jovencito llamada Diego imaginó a la niña de sus sueños como una Inmaculada. Cuando volviera a su taller haría el boceto que tenía en la mente. Otro de los asistentes, una tal Miguel del Cid, tuvo tiempo para hilvanar una poesía a la Inmaculada. La pareció incluso ocurrente, quizás la presentaría a algún concurso de los que se habían convocado. Todo en medio de una procesión de desagravio que fue un éxito de público. Al finalizar, Dieguito marchó con el boceto en la mente y Miguel remató su composición. Decía así: “Aunque le pese a Molina/ y a los frailes de Regina/ al prior y al provincial / María fue concebida / sin pecado original”. Una poesía algo ripiosa pero que seguramente tendría éxito. Había nacido la Sevilla defensora de la Inmaculada Concepción...
Han pasado casi cuatrocientos años de aquel día. El boceto soñado se hizo luego un cuadro que, como tantos, no se conserva en Sevilla. Quizás hoy, al joven que se sentía poeta le pondrían un atril de pregonero. Y seguro que el maldito provocador se movería por mil y un programas basura de la tele contando su dichosa teoría....

13 comentarios:

el aguaó dijo...

Extraordinario y sublime amigo Rascaviejas, como viene siendo habitual.

Un gran defensor del Dogma de la Inmaculada fue Mateo Vázquez de Leca, el sobrino del secretario de Felipe II.

Un fuerte abrazo.

P.D. Debo felicitarte por la relación entre el provocador y los programas basura si viviera en el presente. Magnífico.

eres_mi_cruz dijo...

Algo que me dejó traumatizado en mi tierna infancia fue una foto que vi en el ABC de una actriz desnuda caracterizada como la Virgen María. Recuerdo que hubo una enorme conmoción en la ciudad y un acto de desagravio frente a la Inmaculada, con muchos tunos. Me consta que era un grupo catalán, pero no recuerdo bien cuál...
¿Se acuerda usted de aquello?

Anónimo dijo...

Profesor oy a sio er primer dia en el becquer y no es lo mismo sin usted

Rascaviejas dijo...

Eresmicruz: creo que se refiere a una obra de "Els Comediants" que se llamaba "Demonis". Los demonios asaltaban la ciudad y triunfaban al pie del monumento a la Inmaculada. Aquello me cogió muy joven... algo parecido trajeron a la noche de San Juan en la Expo y me pareció divertidísimo. Yo creo que hoy nos escandalizaríamos bien poco... con tanto "Amor" en la telebasura...

Alumnos del Bécquer: conste que os echo mucho de menos...pero veo que siguen ustedes poniendo las mismas faltas de ortografía. Cuando vuelva os váis a enterar...

Lorenzo Blanco dijo...

Que pedazo de acontecimiento se estará fraguando ya en alguna extraordinaria mente, a raiz del magnífico texto de Maese Rascaviejas, si es que se lee en Alfonso XII nº 3 e iglesia aledaña.

Justo dentro de 6 septiembres se podría organizar otra procesión inmaculista extraordinaria, acompañada de coronación canónica, boletines extraordinario y todas las extraordinarieces a que estamos acostumbrados.

Si esto ocurriera así, mas de uno con terno oscuro, cara de funeral y cera blanca terciada predeceríamos a la agraviada Virgen de la Concepción, mientras Maese Rascaviejas desde un balcón de la Campana radiase las excelencias de tan Primitiva hermandad.

Sañudos

Anónimo dijo...

profesor ¿usted va a volver al béquer? es que el bécquer sin usted deprime mucho

Rascaviejas dijo...

Don Lorenzo, me ha encantado lo de las extraordinarieces...

Alumnos del Bécquer: d.m. intentaré volver el año que viene, como las oscuras golondrinas

Dama de sevillano nombre dijo...

Como es habitual, fantástica historia.
Yo también recuerdo a Els Comediants "tomando" la Torre del Oro y mi abuelo escandalizado.

Por cierto, la foto "captado por sorpresa" ya salió, ruego me notifique a su recibo, no soy yo muy experta y posiblemente no le llegue, soy mas de correo, buzón y sello.

Anónimo dijo...

Espero que venga al Becquer nuevo...

Anónimo dijo...

Espero que venga al Becquer de nuevo

el_camarlengo dijo...

¿No escribió ese chico, Miguel del Cid, también aquella estrofilla que decía 'Que todo el mundo en general/a voces reina escogida/diga que sois concebida/sin pecado original?

¿O solo sirvió aquello para comenzar uno de esos concursos?...

Ah...la inmaculada, una dulce virgen llena de sol coronada por doce estrellas...

Dicen que en el monumento de la Inmaculada, en la plaza del Tirunfo, falta entre las cuatro estatuas, un nazareno del Silencio.

el aguaó dijo...

A lo mejor no cabía con la espada amigo Camarlengo.

¿Por qué no te callas? dijo...

Si no estoy en un grave error, D. Mateo Vázquez de Leca, dirigió una expedición a través del Guadalquivir hacia Roma para ver al Papa y exigirle por primera vez al mismo la aprobación del Dogma de la Inmaculada, a lo que el Papa respondió con un: "Váyase a freir espárragos D. Mateo"
Llegó a ser Obispo de Sevilla con sólo 15 años, eso sí, tenía un gran padrino, o como lo llaman ahora " un enchufe", le encantaban 3 cosas:
las mujeres, el dinero y vestir paños carísimos italianos.